Por qué y cómo ser un pastor que envía misioneros

¿Hay alguien en su iglesia listo para salir al campo misionero? Usted y su iglesia juegan un papel crucial en su desarrollo, envío y continuo éxito en el campo. A continuación está todo lo que usted necesita para iniciarles en este camino.

La Cobertura de un Pastor Principal

En Misiones Cuadrangulares Internacionales (FMI), sabemos que la iglesia local es vital para el éxito de todo misionero. Nosotros podremos ser el vehículo enviador, brindando el entrenamiento, los recursos, la rendición de cuentas y las redes globales necesarias--pero ustedes son su familia. Su misionero necesitará desesperadamente de su cuidado, sabiduría y amabilidad durante su arduo y, a veces, peligroso viaje.

Como pastor principal asociado con FMI, usted tiene la tarea de identificar y discipular a líderes probados con un llamado confirmado a las misiones. Usted está en una posición única para evaluar la salud espiritual y dedicación de ellos para el campo, y abordar los problemas que surjan mientras se preparan para responder a su llamado al ministerio. Como pastor que ayuda a enviar obreros al campo misionero, por favor, anime y ayude a su candidato misionero a medida que cumple con los prerequisitos de FMI. Examinar y calificar misioneros es una tarea que tomamos muy en serio y sabemos que usted también lo hace.


El Curso de Perspectivas

Una de las herramientas más importantes de entrenamiento de FMI es el Curso de Perspectivas. Este curso académico se centra en la historia y teología del trabajo misionero global. Se exige terminar el Curso de Perspectivas a todos los misioneros de FMI, y es ofrecido presencial o virtualmente. Además animamos a que, al menos un miembro de su equipo de liderazgo pastoral, tome el curso, a fin de equipar a su equipo para un discipulado de mentalidad misionera y el cuidado de aquellos que usted envía. El costo varía según la ubicación y el nivel de estudio, generalmente estando entre $200 y $500 dólares por persona. Más información se puede hallar en el sitio web.

El Papel del Equipo de Liderazgo de la Iglesia

Ya que su iglesia no está obligada a financiar por completo a su misionero, iglesias de cualquier tamaño pueden enviar un misionero a través de FMI. Su equipo de liderazgo puede proporcionar cobertura y cuidado espiritual esencial a su misionero mientras éste desempeñe su tarea.

Apoye a su misionero dirigiendo a su congregación en oración colectiva e intercesora regular. Envíelo con oración y manténganse en contacto a través de actualizaciones y llamadas con la congregación. Recuerde a los hijos del misionero en campo y brinde cuidado extra cuando el misionero regrese a casa. Estas son necesidades importantes, pero a menudo pasadas por alto, que su equipo puede proporcionar.

Usted también puede dar seguimiento a su misionero asegurándose de que cumpla con sus metas y mantenga relaciones adecuadas con FMI y las autoridades locales. Usted puede incluso considerar visitarlo en el campo. Como para cualquier otro miembro de su congregación, ustedes son sus ministros y mantienen un papel especial en su éxito.